La fiscal dijo que las víctimas "recibían botines a cambio de sexo"

Compartir

La fiscal María Soledad Garibaldi, quien tiene a su cargo e investiga la causa de una red de prostitución en el club Independiente de Avellaneda, destacó que la investigación se desarrolla con la diligencia que merece por la gravedad de los hechos y que trabaja contrarreloj para dar con todos los imputados de manera rápida y, así, evitar que se fuguen.

La funcionaria explicó además que la organización apuntaba a chicos "que no tienen mucha contención y con necesidades económicas importantes, que en su mayoría vienen del interior" del país.

"Estoy segura que hay más casos pero estamos en plena etapa de investigación".

"Les ofrecían dinero, botines y hasta calzoncillos para prostituirlos".

Luego de la gravísima denuncia de Independiente a un juvenil al acusarlo ante la Justicia de prostituir a menores de la pensión del club, habló el entrenador Ariel Holan del caso.

"No descarto que en el futuro esto se vaya ampliando", dijo.

Este es el accidente que suspendió las pruebas de Uber autónomo
Chao argumentó que también podría mejorar la movilidad de las personas mayores, discapacitadas y otras poblaciones restringidas. " Estamos cooperando plenamente con las autoridades locales en su investigación de este incidente ", agregó.

Garibaldi advirtió de que "esto podría afectar a seis clubes de Primera, pero en (categorías) inferiores".

Ayer por la noche, Garibaldi había expresado en Radio Mitre que la práctica de corrupción y abuso de menores "lleva diez años" y la calificó de "habitual".

"Ninguna de las personas estaba en su domicilio, eso para mí es un indicio bastante importante de su autoría", apuntó la fiscal haciendo referencia al juez de línea Martín Bustos y confirmando que el famoso relacionista público de boliches en Palermo, Leonardo Cohen Arazi, forma parte de la lista de implicados.

Detallando lo que pudo extraer de las entrevistas con los chicos de la pensión, dijo: "Tres chicos me dicen que los conectaron por el messenger de Facebook pero no fueron. Me dijeron que en el ambiente se sabía que pasaba", sostuvo.

También aclaró que "esto comenzó en las redes sociales y no se sabe dónde termina", y afirmó que por el momento "no se puede hablar de una red de trata". "Y esas redes pueden entrar en un lugar vulnerable como son las pensiones de los chicos", añadió.

Compartir