Trump castiga a Erdogan y deja temblando las cuentas de Turquía

Compartir

Donald Trump ha redoblado la presión sobre Erdogan tras anunciar este viernes que aumentaba los aranceles al acero y al aluminio de Turquía hasta el 50 % y el 20 %, respectivamente, después de que la lira turca se haya depreciado un 10 % en las últimas horas y haya superado la barrera de las seis unidades por dólar.

Trump avivó la crisis de la moneda de manera consciente y ordenó anteayer duplicar los aranceles contra las importaciones de acero y aluminio turcos, factor decisivo para que la lira sufriera la caída récord para un solo día del 14%. "Nuestras relaciones con Turquía no pasan por un buen momento", precisó. La Casa Blanca aclaró que el presidente anunció la orden de "preparar los documentos" para aumentar los aranceles, lo que significa que llevará tiempo implementar ese incremento.

El presidente Tayyip Erdogan pidió el viernes a los turcos que intercambien oro y dólares por liras, en una jornada en la que la divisa local llegó a desplomarse un 14 por ciento por temor a la influencia del mandatario en la política monetaria y el empeoramiento de las relaciones con Estados Unidos.

La tensión entre ambos países aliados en la Otan se había disparado la semana pasada cuando Washington decidió imponer sanciones a Turquía en protesta por la detención del pastor protestante norteamericano Andrew Brunson. "Esta es una batalla doméstica, nacional", dijo Erdogan a una multitud en la ciudad de Bayburt, en el noreste del país.

Atraparon a un cura intentando abusar de una nena de 11 años
Cuando se le pregunta si alguna otra vez estuvo involucrado con la niña, da una respuesta que indigna: "Algunas pocas veces". Y de repente sucede esto, imprevistamente. "La fe es fundamental y rezando se resuelven los problemas" señaló.

"No perderemos esta guerra económica".

Los movimientos por parte de la compañía son prudentes y parece estar descontado una situación negativa dentro de Turquía, pero esta cuestión de incertidumbre podría normalizarse, una vez se tome un nuevo programa de actuación por parte del ministro de finanzas, sumado a la vigilancia exhaustiva que tiene el BCE en el impacto dentro del sector financiero "parece tranquilizar la situación y desde el ente económico se habla que ya estaría reflejado dentro del balance", dice López. Turquía exportó a Estados Unidos el año pasado acero, hierro y aluminio por 1.100 millones de dólares, lo que supone un 0,7 por ciento de todas las exportaciones, según el Ministerio de Comercio. El presidente dijo que los problemas fueron causados por otros países, que no nombró, pero Erdogan constató que: "Nuestras relaciones con estos países han llegado a un punto irreparable".

Erdogan exageró al comparar el fallido golpe de estado en Turquía con "lo que el pueblo estadounidense vivió tras Pearl Harbor y los atentados del 11 de septiembre". Asimismo, Trump y su administración están exigiendo que se libere a un pastor estadounidense que el gobierno de Erdogan tiene detenido bajo cargos de terrorismo y espionaje.

Compartir