Aumentan las pérdidas económicas por catástrofes naturales — Impacto climático

Compartir

- Los desastres naturales que tuvieron lugar en el mundo en los últimos 20 años, causaron la muerte de 1,3 millones de personas y un daño material estimado en más de 2,9 billones de dólares, revela el informe de la Oficina de la ONU para Reducción de Riesgo de Desastres (Unisdr por su siglas en inglés).

Los países que sufrieron desastres perdieron 2,908 billones de dólares, un 77 por ciento de los cuales se deben a los hechos relacionados con el clima.

Según su análisis, el aumento de la población, de propiedades e infraestructura en áreas costeras propensas a inundaciones y huracanes hará que cada vez más gente vulnerable y más activos estén expuestos a los desastres.

El estudio, realizado con información de una base de datos de la Universidad Católica de Lovaina en Bélgica, también demostró que las pérdidas económicas directas de desastres vinculados al clima crecieron un 150 por ciento en los últimos veinte años. "Inundaciones (43.4%) y tormentas (28.2%) son los dos fenómenos más frecuentes", se lee en el reporte presentado a unas horas del Día Internacional para la Reducción de Desastres, que se conmemora el 13 de octubre.

Esta cifra representa un "aumento espectacular" del 151% en comparación con las pérdidas registradas entre 1978 y 1997, que ascendieron a 895.000 millones de dólares.

White woman calls 911 after spotting a black man babysitting white children
Concerned about the children's safety, he drove to his house, and when he arrived, so did the woman - and a police vehicle . Mango says the officer told her Lewis was questioned because he's a black man driving around with two white children .

"Estamos viendo que de alguna manera se empiezan a conectar los puntos, en términos de que, el incremento de los fenómenos relacionados con el clima, óbviamente están vinculados con el impacto que está teniendo ya el cambio climático en el planeta".

Resulta urgente que países se doten de políticas serias de prevención y mitigación de desastres en el corto plazo, en cinco o diez años, porque los pobres en los países en desarrollo no pueden esperar 30 o 40 años. "Muchos de ellos, incluidos niños, estarán muertos para entonces", estableció Debarati Guha. "Habrán muertos por las catástrofes o por la malnutrición, que será una de las consecuencias de las inundaciones y sequías", explicó.

Un tipo de desastre natural al que no se presta la atención suficiente son las olas de calor por la dificultad de medir su impacto económico y el número de decesos que causan cada año.

"Las olas de calor es un nuevo tipo de desastre climático que se convertirán en un problema de proporciones en países pobres y ricos porque todos ser humano tiene una resistencia térmica limitada", sostuvo Guha. En América Latina, sólo Puerto Rico lo supera con 71.7 mil millones de dólares.

Compartir