Una tigresa asesinó a 13 personas

Compartir

La ministra de Desarrollo de la Mujer y el Niño, Maneka Gandhi, se ha sumado a las críticas contra el asesinato de Avni, una tigresa acusada de matar a seis personas y a la que se le atribuye la muerte de un total de trece seres humanos.

En septiembre de este año, la Corte Suprema de la India indicó que se podía disparar contra Avni, como era conocido el animal en el área del bosque de Pandharkawda, lo que provocó una avalancha de peticiones en línea en busca de perdón para la tigresa. El uso de la fragancia Calvin Klein hizo que la historia de su búsqueda diera la vuelta al mundo desde una crónica de The New York Times.

'La orina de otra tigresa y olor a perfume fue extendido en alguna que otra parte, luego de lo cual Avni vino a olfatearlo', dijo un funcionario a la agencia Press Trust of India.

Varios defensores de los animales protestaron en Internet contra el sacrificio de 'Avni', al considerar que la guardia forestal debería haber capturado el animal. Mientras, la televisión india también mostró imágenes de vecinos festejando la muerte de la tigresa como si fuese el fin de sus temores.

"Este asunto debe ser investigado y tratado como un crimen contra la fauna, sea autorizado por el Estado o no, nadie está por encima de la ley", concluyó Ahsar, que calificó el día de su muerte como una jornada "negra" para el país.

Camila Cabello, la gran ganadora en los MTV Europe Awards con "Havana"
La joven recibió el premio de mejor artista estadunidense de manos de los actores Michael Peña y Diego Luna y le dijo a todos los presentes que, como dirían los españoles, se sentía "flipando".

Según explicó entonces a Efe el abogado de la defensa, Anand Grover, a la tigresa se le atribuye el ataque y la muerte de seis personas que se aventuraron en la reserva forestal, tres de ellas antes de emitirse la primera orden del Supremo en relación al caso y otras tres durante el proceso.

"Ha estado haciendo esto regularmente y este es el tercer tigre que es asesinado, además de varios leopardos y jabalíes", denunció en una serie de mensajes en su cuenta oficial de Twitter, donde precisó que el tirador fue Shafat Ali Khan.

"No hay pruebas de que se haya comido a una persona, sólo hay pruebas de que ha matado", declaró el letrado, al insistir en que fueron las víctimas las que entraron en la zona que es hábitat del animal y no a la inversa.

La muerte de este ejemplar de tigre de Bengala desencadenó en el país oriental una fuerte polémica, especialmente motorizadas por las asociaciones ecologistas contra las autoridades del país.

Este animal es muy apreciado en países como China para elaborar medicinas tradicionales y su tráfico ilegal en Asia es una de las mayores amenazas para preservar la especie.

Compartir