La policia descubre 216 ranas venenosas escondidas en un aeropuerto de Colombia

Compartir

Autoridades colombianas decomisaron 216 ranas venenosas en el aeropuerto internacional El Dorado de Bogotá que estaban camufladas en rollos fotográficos y que pretendían ser enviadas a Alemania, informaron este miércoles fuentes oficiales.

Según el diario El Espectador, se estima que el valor de cada espécimen en el mercado negro puede superar los $6 millones ($1,921), por lo que se calcula que la incautación asciende a $1,300 millones ($416,300). Al parecer, al verse cercados por las autoridades, los traficantes habrían optado por abandonar las ranas venenosas, las cuales permanecían al interior de una tula que se encontraba camuflada entre ropa.

La entidad detalló que, según la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, la rana venenosa de Lehmann está en peligro de extinción, la rana Kiki se encuentra amenazada y la rana Arlequín "ha venido decreciendo significativamente".

13 Oophaga selvática (rana kiki).

De la Hoya y Mayweather pelean en redes
Ahora, ambos recordaron oscuros momentos del pasado del otro para "trollearse". Antes de todo, veamos de dónde se originó esta 'enemistad'.

Según la Policía, los animales habían sido transportados vía terrestre desde la ciudad de Cali hasta la capital del país, donde luego partirían hacia Alemania para ser vendidas a coleccionistas o para darle uso a su veneno.

Después del análisis, los animales fueron trasladados al Centro de Recepción de Flora y Fauna Silvestre, donde se determinó que estas ranas provienen de varios municipios del departamento de Chocó, fronterizo con Panamá.

"La Policía Nacional adelanta las investigaciones respectivas para identificar a los responsables de estos hechos".

En Colombia, segundo país con mayor biodiversidad del mundo después de Brasil, el tráfico de especies silvestres es considerado un delito ambiental y las multas pueden alcanzar el millón de dólares.

Compartir