Boca y River ponen en juego su historia en la final

Compartir

Por lo pronto, el pasto de La Bombonera acogerá a los 22 protagonistas junto al árbitro chileno Roberto Tobar, quien deberá impartir justicia en el compromiso.

Llegó el partido más esperado.

En un fin de semana que albergará clásicos en diferentes puntos del planeta (Manchester City-Manchester United en Inglaterra; Nacional-Peñarol en Uruguay; Olympiakos-Panathinaikos en Grecia; Borussia Dortmund-Bayern Munich en Alemania, entre otros), el duelo entre las dos instituciones más poderosas del país reviste características inusuales.

La próxima final de la Copa Libertadores será muy importante para Mauricio Macri que por la época de los 90 fue el presidente de Boca Juniors.

Hace poco más de un mes, en tanto, estos mismos adversarios se vieron las caras en el mismo escenario de este sábado, por la sexta jornada de la Superliga.

Coca-Cola plans energy drinks under namesake brand
Coca-Cola Co said on Thursday (Nov 8) it plans to launch two energy drinks under its namesake brand, its latest move to diversify away from sugary sodas.

Boca logró cierta consistencia como conjunto, con la premisa de no salir ciegamente a atacar desde el minuto inicial, además de una mitad de cancha más batalladora, con Nahitan Nández, Wilmar Barrios y Pablo Pérez como ejes.

La presencia del ex Newell's parece garantizada, aunque cualquier eventual faltazo le abriría la puerta a Fernando Gago o a Agustín Almendra. Lo reemplazará Matías Biscay, segundo entrenador del equipo.

En esos últimos compromisos coperos, Guillermo Barros Schelotto armó un mediocampo más combativo y con menos vuelo, lo que le dio buenos resultados.

Sebastián Villa, Ramón Ábila y Cristian Pavón.

Dos de estos nombres, Maidana y Pinola, pilares en el esquema "millonario", están al límite con las amonestaciones, al igual que Enzo Pérez, Gonzalo Martínez, Lucas Pratto y Rafael Santos Borré, cuatros futbolistas que también estarían desde el arranque en la Bombonera.

Compartir